• Home
  • Blog
  • Cómo usar el tono en la redacción de textos

Cómo usar el tono en la redacción de textos

Para la redacción de textos en Valencia siempre tendremos que tener en cuenta el uso de los tonos, y adaptarlo según el tipo de escrito que queramos hacer. Es importante, porque según el tono que adoptemos nuestro escrito tendrás más seriedad o frescura, y puede ser decisivo a la hora de promocionar un producto.

A la hora de redactar tu texto, ten presente los cuatro tonos principales y elige el que más te convenga.

Formal: es el tono base o intermedio para alcanzar un público general y no especializado. Es propio del discurso periodístico o de los artículos de divulgación, y su objetivo es informar de algo. En estos textos debes usar un vocabulario común y aunque se permiten los tecnicismos, no abuses de ellos. Para dirigirte al lector puedes hacerlo con el plural inclusivo (“nosotros”).

Cercano: este tono también sirve para dirigirse a un público en general, y también tiene por objetivo infomar de algo, pero su uso acerca al lector al escrito y le hace partícipe de lo que se está contando. Podría decirse que el escritor y el lector comparten algo acerca de lo que se habla en el post. Buscamos ese tipo de complicidad con el lector y por eso nos dirigiremos al mismo con apelaciones directas (“tu/usted”). Es el tono por excelencia para la redacción de contenidos web, y el que deberías usar para la mayoría de tus posts.

compre esta redacción de textos ahora

Promocional: como su nombre indica, este tono lo usarás generalmente para llegar a un público especifico o a tus clientes, o para promocionar tus productos. El objetivo es persuadir, pero a diferencia del tono cercano, aquí lo haremos de forma directa, con un claro trato de tú y llamadas a la acción, y sobretodo apelando a sus necesidades o emociones. Por ejemplo, no diremos ‘Si quieres puedes beber Coca-Cola’, sino ‘Bebe Coca-Cola’. O mejor aún ‘Enjoy Coca-Cola‘.

Técnico: este último tono lo encontraremos sobretodo en escritos especializados o manuales técnicos. Su objetivo es describir o argumentar algo. Por ejemplo, puede servir tanto para el manual de la nevera como para una completa explicación del genoma humano. Con este registro siempre debes ser objetivo y ceñirte a los hechos, sin juicios de valor. Puedes usar tantas palabras técnicas como necesites, y se recomienda evitar sinónimos que puedan confundir al lector. Para dirigirse al lector, se hará usando formas impersonales.

Hay más, pero estos son los cuatro tonos básicos que tienes que conocer y saber cuándo usar. Por supuesto, deberás ser flexible y adaptarlo a tu público, Puedes contar con NSS para la redacción de tus textos en Valencia o para tu web, sea de la temática que sea. Escuchamos tus necesidades y te hacemos una propuesta, contacta ya.

Espacio para publicidad
[Total:5    Promedio:5/5]

NSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *